[Análisis] Resistance 3

Análisis de Resistance 3

Le tengo un cariño especial y extraño a la saga Resistance. Quizá porque fue el primer juego que compré para PS3. No lo sé. El caso es que llevaba tiempo queriendo jugar a su tercera y posiblemente última entrega, Resistance 3, y el verano me ha dado el tiempo suficiente para hacerlo.

Al final de Resistance 2, Joseph Capelli, uno de los compañeros de Nathan Hale, se veía obligado a ejecutar a éste después de que el virus quimera le hiciera perder la razón. Cuatro años después, la humanidad sobrevive a duras penas al exterminio de los aliens. Cuatro años después, Capelli ha formado una familia, se ha casado, tiene un hijo pequeño y vive bajo tierra en un pueblecito de Oklahoma.

En esos años el doctor Malikov ha inventado un antídoto contra el virus quimera gracias a los experimentos realizados en Hale, pero de poco sirve. Las quimera están enfriando la tierra y los días de los humanos están contados. Malikov encuentra a Capelli y le pide que le ayude a llegar a Nueva York para tratar de acabar con el proceso de terraformación de los alienígenas.

Análisis de Resistance 3

A partir de ahí ambos se embarcan en una aventura que les lleva a cruzar los Estados Unidos en barco, en tren y a pie, luchando no sólo contra el ejército de las quimera, sino también con aliens asilvestrados y con grupos de humanos que están aprovechando la situación para dar rienda suelta a sus instintos más primarios y salvajes.

Las fuentes de las que bebe el juego son evidentes, desde Half-Life 2 (hay un nivel que recuerda mucho a Ravenholm, con sacerdote incluido) hasta The Walking Dead, pasando por The Road y todos los referentes habituales de estas ambientaciones postapocalípticas. Pese a ese collage de referencias, el mundo que consigue dibujar el juego es interesante y sobrecogedor, con escenarios muy variados y llenos de detalles.

Gráficamente el juego cumple con el expediente. No es nada espectacular, pero en ningún momento se echa de menos un apartado visual más potente. El número de enemigos en pantalla es alto y es habitual toparnos con enemigos grandes, enormes e incluso gigantes que traen bajo el brazo algunos de los enfrentamientos más interesantes del juego.

Análisis de Resistance 3

Excepto un par de cambios, las armas que nos podemos encontrar son las mismas que en Resistance 2, pero en esta tercera entrega tienen la particularidad de ir evolucionando. Cuanto más las usemos, más poderosas serán. Además, ya no estamos limitados a llevar sólo dos armas como en Resistance 2, sino que podemos cargar con todo nuestro arsenal, como en Resistance: Fall of Man. Otro cambio jugable importante es la vuelta de una barra de vida, como en el primer juego, y de los botiquines.

La duración del modo campaña es la habitual en este tipo de juegos y quien se quede con ganas de más puede echar mano del modo multijugador. En cuanto a la dificultad, no es un juego en absoluto difícil. Sí, morirás unas cuentas veces, sobre todo al no haber regeneración de vida, pero los botiquines son abundantes.

Resistance 3 mejor en prácticamente todo a su antecesor. Sigue teniendo también algunos de los problemas de las dos entregas anteriores, como la nula personalidad de su protagonista (aunque ahora sea otro), pero es un juego que se disfruta y que además cierra de forma satisfactoria la trilogía. Si os gustaron mínimamente los dos juegos anteriores, éste también os gustará. Además, a estas alturas seguro que podéis encontrarlo barato.

25
ago 2012
SECCIÓN Videojuegos
COMENTARIOS Sin comentarios
ETIQUETAS

,

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>