Miscelánea de críticas de cine

Últimamente he visto unas cuantas películas de las que no he escrito crítica en el blog porque, en la mayoría de los casos, no la merecían. Sin embargo, he pensado que no sería mala idea hacer un pequeño repaso por si alguien necesita una opinión sobre ellas. No voy a extenderme demasiado y dedicaré únicamente un par de párrafos a cada una de ellas:


Whiteout (Dominic Sena, 2009): Carrie Stetko (Kate Beckinsale) trabaja como U. S. Marshal en unas instalaciones científicas en la Antártida que están a punto de ser desalojadas por la llegada de una fuerte tormenta. Mientras espera su vuelta a los Estados Unidos, Carrie tendrá que investigar el asesinato de varios científicos, posiblemente relacionado con el cargamento de un antiguo avión soviético enterrado en el hielo.

Un thriller bastante soso que destaca únicamente por su ambientación. Kate Beckinsale siempre queda bien en pantalla, pero este papel no le pega. La única gracia de la película es tratar de averiguar quién es el culpable de entre los personajes más o menos importantes del reparto.


The Broken (Sean Ellis, 2008): Gina McVey (Lena Headey) es una radióloga que un día se ve pasar a sí misma por la calle conduciendo su propio coche. Intrigada y confusa, Gina sigue a esa extraña mujer hasta un apartamento en el que encuentra una foto de ella misma con su padre (Richard Jenkins). Lo siguiente que sabemos es que la protagonista ha tenido un accidente de coche y tiene lagunas en su memoria. De repente, la gente a su alrededor empieza a actuar de forma extraña y Gina tiene extrañas visiones que hacen que piense que su novio quiere matarla.

Lenta, a ratos confusa y, en general, aburrida. La idea principal no es mala del todo, pero la película es incapaz de mantener el interés. Lo único que realmente destaca es la fotografía, muy inquietante.


American Psycho (Mary Harron, 2000): Patrick Bateman (Christian Bale) es un exitoso y apuesto yuppie en la Nueva York de finales de los años ’80. Tiene una vida llena de lujos y éxitos, pero por la noche se dedica a satisfacer sus brutales ansias homicidas en una escalada de violencia sin sentido.

Basada en la novela homónima de Bret Easton Ellis, la gracia de American Psycho es su final abierto y el tener que preguntarnos si todo lo que hemos estado viendo ha ocurrido realmente o no. La película se sostiene por la buena actuación de Bale, pero no acabo de entender su consideración como película de culto.


Chloe (Atom Egoyan, 2009): Catherine Stewart (Julianne Moore) es una doctora que sospecha que su marido David (Liam Neeson) le es infiel. Para salir de dudas, contrata a Chloe (Amanda Seyfried), una bella y misteriosa joven que trabaja como prostituta de lujo y a la que Catherine conoce de vista. El plan es que Chloe trate de seducir a su marido y ver si él pica el anzuelo. Poco a poco, Chloe describe a Catherine sus relaciones con David con todo lujo de detalles. Estos encuentros entre ambas mujeres hacen nacer entre ellas una atracción obsesiva.

No es una película sorprendente, pero sí interesante y con cierto toque morboso. El trío protagonista lo hace realmente bien y Amanda Seyfried está muy sexy, alejada de otros papeles más “suaves” que le hemos visto. Recomendable.


Déjame entrar (Tomas Alfredson, 2008): Os hablé recientemente de ella al poneros el tráiler de su remake americano, Let Me In. Está basada en la novela de John Ajvide Lindqvist, que también se encargó del guión de la adaptación, y nos cuenta la relación entre Oskar (Kåre Hedebrant), un niño listo y solitario maltratado por sus compañeros de clase, y Eli (Lina Leandersson), una niña que se muda al mismo edificio y resulta ser un vampiro.

Es una película deliberadamente lenta y fría, con pequeños estallidos de acción y violencia que marcan un claro contraste con el resto del metraje. Interpretaciones correctas, aunque desprovistas de toda pasión y un argumento interesante que podría haberlo sido más si se hubiesen eliminado algunos elementos accesorios. Pese a todo, recomendable, aunque tengo ganas de ver qué hacen en Estados Unidos con ella.


La Maldición (Wes Craven, 2005): Ellie (Christina Ricci) y Jimmy (Jesse Eisenberg) son dos hermanos que son atacados por un hombre lobo tras sufrir un accidente de coche. Poco a poco empiezan a notar los síntomas de la maldición y descubren que la única forma de librarse de ella es acabar con su atacante.

Flojísima revisión del mito del hombre lobo. Un argumento que da bandazos y que a menudo recuerda más a Teen Wolf que a una película de terror. Muy poco recomendable y con algunos momentos que dan vergüenza ajena.


El amor es lo que tiene (Nigel Cole, 2005): Oliver (Ashton Kutcher) y Emily (Amanda Peet) son dos jóvenes que se encuentran por casualidad en un vuelo de Los Ángeles a Nueva York y que echan un polvete en el cuarto de baño del avión. A partir de ese momento el destino los irá juntando durante los próximos años mientras ambos intentan encarrilar su vida y formar una familia.

Una ¿comedia? romántica que no sigue el esquema tradicional (chico y chica se conocen, se gustan, pelean y al final acaban juntos), aunque tampoco se separa mucho de él. Es menos azucarada que otras películas del mismo estilo, pero también menos divertida. Floja.


La huella (Kenneth Branagh, 2007): Andrew Wyke (Michael Caine) es un famoso escritor de novelas policíacas que invita a su casa a Milo Tindle (Jude Law), el amante de su esposa. El objetivo de la invitación es proponer a Milo un fraude que hará que ambos ganen mucho dinero, aunque las cosas no son lo que parecen.

Un remake de la película original de 1972 protagonizada por Laurence Olivier y el propio Michael Caine. Dos únicos personajes, un escenario casi teatral y agudos y veloces diálogos es todo lo que ofrece una película que limita y simplifica el argumento original. Los dos actores están bien, pero no es suficiente para mantener el interés. Mención especial, por mala, merece la caracterización de Jude Law en la segunda parte de la película.

19
jul 2010
SECCIÓN Cine y TV
COMENTARIOS 2 comentarios
ETIQUETAS

2 comentarios a Miscelánea de críticas de cine

  1. Kike says:

    ¿¿No habías visto American Psycho?? tb opino q quizá esté sobrevalorada. y La maldición es… LAMENTABLE, efectivamente.

  2. No, no la había visto, pero vamos, que tampoco me arrepiento de no haberla visto antes.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>