Regreso a Menorca

Cavalleria

Este sábado volví de pasar una fantástica semana en Menorca. No suelo repetir destino en mis vacaciones, pero tenía claro que a Menorca quería volver. Mi anterior viaje, en 2010, fue estupendo y me quedé con ganas de más. Esta vez no nos hemos alojado en el magnífico Hotel Audax, sino en el Capri, de la misma cadena, Artiem.

El Hotel Capri se encuentra en Mahón, la capital de la isla. No se trata de un hotel de playa, pero creo que es un buen hotel para visitar la isla. Lo divertido de Menorca es visitar las calas vírgenes y en ellas no hay hoteles, así que tienes que coger el coche en cualquier caso. Estar en Mahón te garantiza estar cerca de las zonas más comerciales y disfrutar de una gran variedad de opciones para comer. Además, la relación calidad-precio del Capri es muy atractiva.

El hotel tiene una bonita piscina con jacuzzi en la azotea, con vistas de toda la ciudad y Wi-Fi gratuito. No tiene aparcamiento propio, pero suele haber sitios libres por la zona y hay un par de aparcamientos públicos de pago donde hay una tarifa especial de 20 céntimos la hora.

Como ya habíamos estado en la isla antes, esta vez nos aseguramos de buscarnos actividades para hacer cosas diferentes. Las actividades las contratamos con la empresa Dia Complert, que está en Fornells. Con ellos hicimos moto acuática, kayak, esnórquel y paddle surf. La moto acuática es muy divertida, Ana disfrutó como nunca. El kayak no era nuevo para nosotros, pero reconozco que se me hizo un poco pesado. El paddle surf es divertido, aunque cuesta mantener el equilibrio sobre la tabla.

Wild garden

Además, también contratamos una excursión Tierra y Mar con la empresa Jeep Safari Menorca que fue de lo mejor del viaje. Pepe, el guía, nos llevó en jeep a visitar la cantera de Santa Ponça y nos ofreció algunas de las vistas más increíbles del interior de la isla, zonas que suelen pasarse por alto en favor de las playas. La segunda parte de la excursión la hicimos a bordo del barco de Nano, de Menorca en barco. Recorrimos la costa sur de la isla saliendo desde Cala Galdana y visitando algunas de las calas más conocidas de la isla, como Macarella y Macarelleta, para acabar bañándonos y viendo la puesta de sol. Un día perfecto.

El viaje también nos sirvió para ver algunas de las calas y playas que no vimos en nuestra primera visita, como Sa Mesquida, Binigaus, Cales Coves o la impresionante playa de Cavalleria, además de para visitar la impresionante Fortaleza de la Mola. En general, un viaje muy divertido. Menorca tiene mucho que ofrecer y debo decir que la isla todavía no nos ha cansado. Estoy seguro de que volveremos.

29
jul 2013
SECCIÓN Miscelánea
COMENTARIOS Sin comentarios
ETIQUETAS

,

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>