Con veinte minutos no basta

Algo más de un cuarto de hora de buen fútbol no fue suficiente (ni hubiese sido realmente justo) para que España abriera la Euro Sub-21 de Dinamarca con victoria frente a Inglaterra. El partido, indescifrable en su mayor parte, se decidió en dos jugadas que, por lo que muestran las imágenes, no deberían haber subido al marcador.

 

Seguir leyendo…