Welcome to the stage of history (III)

Welcome to the stage of history!

Tercer artículo de la saga Soul Calibur, dedicado en esta ocasión a Soul Calibur II. Por primera vez, la saga aparecía de forma simultánea en diferentes plataformas. Concretamente en PlayStation 2, Xbox y Gamecube. La particularidad de cada versión es que en cada una de ellas había un personaje propio que no aparecía en las demás: Heihachi Mishima (Tekken) en PS2, el personaje de cómic Spawn en Xbox y Link (The Legend of Zelda) en la consola de Nintendo.

Soul Calibur II se puso a la venta en 2003 tras el paso obligatorio por los salones recreativos. Supuso una mejora técnica importante (que no espectacular) respecto al primer Soul Calibur. Los personajes y su ropa estaban más detallados, sus expresiones eran más humanas, los escenarios más realistas… El sistema de combate apenas varió con respecto a la primera parte, aunque ahora podíamos utilizar las paredes de algunos escenarios para dar pequeños impulsos y para golpear a nuestros rivales contra ellas. La técnica del “impacto de guardia” se hizo más asequible y fácil de realizar, algo que no todos los jugadores agradecieron.

Portadas de las diferentes versiones

Se mantuvo el sistema Weapon Master, al que además se dio mucha más importancia si cabe que en las anteriores entregas. Prácticamente todos los secretos del juego se desbloqueaban en este modo. Con cada combate conseguíamos puntos que nos servían para comprar nuevas armas y vestimentas para los personajes, recuperando acertadamente la idea del Soul Blade original. Cada arma tiene una serie de cualidades especiales que ayudan a su portador en el combate. Desde poder de regeneración hasta un mayor alcance, pasando por la posibilidad de “robar” la vitalidad del rival con cada golpe.

El argumento seguía la línea marcada por los anteriores, aunque ya sabemos que en los juegos de lucha probablemente el argumento es lo menos importante. En esta entrega se incorporaban varios nuevos personajes, algunos de ellos basados en veteranos de la saga que habían desaparecido de la parrilla: Talim, una joven filipina; Yunsung, un clon de Hwang; Raphael, un noble espadachín francés caído en desgracia; Cassandra, hermana pequeña de Sophitia; Necrid, un extraño monstruo que viaja a través de las dimensiones (diseñado por Todd McFarlane); Charade, una encarnación de la espada Soul Edge; y los personajes propios de cada versión del juego que ya habíamos comentado: Heihachi, Spawn y Link. Además de ellos, había dos personajes más que sólo aparecían en determinados modos de juego: Assassin y Berserker, clones de Hwang y Rock respectivamente.

El juego tuvo un éxito importante y muchos aseguraron que era el mejor juego de lucha en 3D surgido hasta la fecha. Otros, sin embargo, preferían (y prefieren) el Soul Calibur de Dreamcast. Como ya comenté en el artículo anterior, creo que el recuerdo que se tiene del primer Soul Calibur está algo magnificado. Hay pocos aspectos que este Soul Calibur II no mejore con respecto a su predecesor. Y es normal. Entre un juego y otro pasaron 4 ó 5 años. En ese tiempo la tecnología avanza. Pero no es menos cierto que el salto entre Soul Blade y Soul Calibur fue mucho mayor. No podemos olvidar que hubo un salto generacional entre esos dos títulos, mientras que Soul Calibur y Soul Calibur II aparecieron en consolas de una misma generación. Supongo que era de esperar que el juego no sorprendiese tanto.

 

Personalmente creo que ambos títulos son un gran representante de la época en la que aparecieron. A nivel jugable no sabría decidirme por uno o por otro, pero sí puedo asegurar que Soul Calibur II me parece una evolución muy lógica de lo que habíamos visto en la entrega anterior y nunca he acabado de entender la crítica desproporcionada que ha recibido por parte de un cierto sector de los aficionados.

 

19
jun 2007
SECCIÓN Videojuegos
COMENTARIOS 3 comentarios
ETIQUETAS

3 comentarios a Welcome to the stage of history (III)

  1. Dandel says:

    ¡Boah! A mi el SC2 de GC me pareció el mejor juego de lucha al que había jugado hasta entonces, y aún me lo continúa pareciendo. Vale, no he jugado a muchos juegos de lucha, y cuando probé este llevaba casi 6 años sin probar consola, pero es que llevar a Link en un juego de lucha a versus con espadas es una experiencia inolvidable.

    Un incunable, desde luego.

  2. Christian says:

    A mí también me gustó mucho el SC2. Vamos, con decirte que tengo las tres versiones :P

  3. Pingback: El Desafio Digital | Primer vídeo ingame de Soul Calibur Legends

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>